Diagnóstico. Cosas que nunca relacioné con ser autista.

8 cosas que nunca relacioné con ser autista y me podrían haber guiado hacia el diagnóstico correcto.

Echando la mirada atrás, creo que estas son algunas de las cosas que me podrían haber guiado antes hacia el diagnóstico correcto.
No significa que sean cosas que sólo sentimos quienes estamos en el espectro. Pero en mi caso creo que son cosas significativas por la intensidad con que las siento y la manera en que me afecta en mi vida diaria. 

1- Sentirme siempre diferente a los demás y con intereses distintos a la mayoría. 
2- Agotamiento extremo, físico y emocional, sin motivo aparente. Y somatización.
3- Dificultad para mantener las relaciones. Poco constante.
4- Intensidad extraordinaria con lo que me interesa y desinterés absoluto por el resto.
5- La sensación de ser una persona completamente diferente en cada contexto. 
6- Hiperexigencia conmigo misma por mis propias inseguridades. Baja autoestima. 
7- Sensación de analizarlo todo demasiado y darle mil vueltas a las cosas. 
8- Sentido del humor diferente no apto para todo el mundo.

diagnóstico correcto de autismo en mujer adulta

9 comentarios sobre “Diagnóstico. Cosas que nunca relacioné con ser autista.

  1. Hola!
    Me identifico en todas y cada una de las 8 cosas.En mi caso me lo diagnosticaron con 49 años.He sufrido muchísimo pq el diagnostico que me daban era TOC,ansiedad,depresión..además en mi caso sufrí bullying desde los 8 hasta los 20 años,aunque en los 20 ya había aprendido a protegerme.
    Tuve intenciones suicidas pues en casa tampoco era aceptada,aunque sí querida.
    A día de hoy soy MUY FUERTE interiormente,una gran resiliente,tengo muchas estrategias,una gran superviviente,y un largo etc y todo lo que tengo me lo he ganado cada día.
    Esto sí,tuve que pedir ayuda a los 19 años de 1 muy buena psicologa que fue mi salvación.
    Siempre he tenido muchas dificultades de adaptación en el trabajo y me echaron de muchos.
    No he tenido para nada un camino de rosas aunque sí momentos bonitos.Hay que valorarlo todo.
    Y me alegro de saber que no estoy sola en esto.
    Gracias por existir!
    Cristina

  2. Yo tambien diagnosticada a los 49 a partir del diagnostico de mi hija pequeña y de darme cuenta de que muchas de las cosas que ella siente las he sentido y siento yo, muchas de las cosas que ella sufre, las he sufrido yo. Si, soy muy exigente y perfeccionista, si, soy muy cabezona, si, me obsesiono con las cosas, pero no me importa. Soy como soy y a partir de mi diagnostico ya no me escondo, porque también soy leal, comprometida, observadora, empatica, a veces en exceso, je je je, sincera, y ya me he hecho mi rinconcito de personas como yo, de mi mundo, de personas con las que me encuentro a gusto, con las que nos entendemos y ultimamente son con las mamas de niñas como la mia. Porque sera???? Por cierto ahora estamos con la grande de 16 años, y luego a por el que queda. Somos una familia unica, que no cambio por nada. Todo el resto del mundo me parece insulso, pobre, vacio, mediocre.

  3. He sido siempre la rarita en todo… Y al final me lo he creído. He estado años diciéndome a mi misma que no hay nada de malo en ser diferente, pero no he terminado de creermelo porque no entiendo porque soy así y el resto del mundo logra “entenderse” en el día a día. He buscado información y me identifico con casi todos los aspectos que se nombran sobre el autismo. Lo he comentado con familiares y me argumentan que no puede ser porque soy bastante funcional, tengo una vida “estable” y cumplo con la normativa social impuesta. Pero no saben que la mitad lo he aprendido por imitación y no porque lo sienta de esa forma, y no saben todo lo que no expreso ni cómo me siento. Me he planteado someterme a un diagnóstico porque si me obsesiono con tener o no autismo, quizás no pueda seguir con otra cosa, y me pregunto, y si fuera que si? Que cambia en una misma? Y si no es una liberación saberlo? … Gracias por el blog y por contar tu experiencia, que siempre ayuda! Saludos

  4. Me he planteado seriamente buscar un diagnóstico para mi, reconozco que me he logrado adaptar bastante, pero ahora que lo veo con uno de mis hijos y lo veo pasar por muchas cosas que yo ya pase, se ha ido acentuando, en su escuela en varias ocasiones me decían que él era posible asperger por que lo veían muy funcional, su falta de capacidad social la justificaban en la escuela por sus altas capacidades, acá buscar el diagnóstico es complicado por que aparte de que todo se busca de manera privada me di cuenta de que no todos están preparados realmente para diagnosticar y acompañar. Yo e logrado encontrar personas que me entienden y me aprecian como yo a ellos, la mayor parte del tiempo me e sentido y me siento fuera de lugar, a excepción del momento en que estoy haciendo algo que me gusta o interesa, mi esposo me a ayudado mucho, en ocasiones es como mi intérprete, yo estoy muy segura de explicar todo con claridad hasta que alguien me pide que lo vuelva a explicar, no me interesa hablar de lo que comúnmente hablan las otras personas y se que mi sentido del humor no es para todos, gracias por hacer este blog, iré por respuestas.

Deja un comentario