Libertad de ser y respeto

Una de las cosas que hace más bonita y especial a una persona es la libertad de ser y de equivocarse.

Escuchar, respetar y abrazar esta libertad, es un acto de amor verdadero.